Rionegro

Text in English

El uso de información de cementerios en la búsqueda de los desaparecidos: lecciones de un estudio piloto en Rionegro, Antioquia, Colombia

Entre mayo y julio de 2009, investigadores del Grupo de Análisis de Datos de Derechos Humanos de Benetech (HRDAG por su sigla en inglés), condujeron un estudio piloto que examinó los patrones de la información sobre los cadáveres sin identificar en el cementerio de Rionegro, un municipio en el departamento de Antioquia, Colombia. El estudio se realizó en apoyo a los actuales esfuerzos de la organización socia de HRDAG, EQUITAS (Equipo Colombiano Interdisciplinario de Trabajo Forense y Asistencia Psicosocial) por identificar los cadáveres de personas no identificadas en el cementerio de Rionegro. EQUITAS ha constatado que los cementerios se han convertido en Colombia en un lugar de reposo de las víctimas de las desapariciones en el contexto del conflicto y un método mediante el cual los perpetradores se deshacen legalmente de sus víctimas no identificadas.

Bóvedas bien conservadas en un cementerio en Ríonegro, Colombia, que recibe cadáveres no identificados (“NN”).

En mayo de 2010, EQUITAS publicó un artículo sobre el estudio piloto de HRDAG en el cementerio de Rionegro resumiendo la metodología y los resultados de esa investigación.

  • Descargue “Propuestas metodológicas para la documentación y búsqueda de personas desaparecidas en Colombia” (English) (Español)

El estudio piloto de HRDAG tenía un doble propósito: primero, al cotejar la fecha y las circunstancias de las muertes, los investigadores buscaban explorar la hipótesis que los cuerpos no identificados en el cementerio podrían corresponder a los restos de personas desaparecidas. El segundo objetivo del estudio era comprobar si este método de recolectar “datos encontrados” (información indirecta) en los registros del cementerio podría ser útil en la búsqueda de desaparecidos en Rionegro y establecer si este enfoque podría aplicarse a mayor escala en la búsqueda de personas desaparecidas en otros lugares.

Los cementerios recaudan una abundante información indirecta, o “datos encontrados”, que puede contribuir a explicar las muertes y desapariciones. Los registros administrativos de los cuerpos a menudo incluyen nombres, fechas y a veces la causa de muerte. Las lápidas contienen información sobre los muertos, y los sepultureros mantienen registros de su trabajo en que inscriben los cadáveres recién llegados, los inhumados y los que son trasladados de una bóveda a otra.

El análisis llevado a cabo por HRDAG comparó datos de los registros mortuorios de la parroquia local, el cuaderno del sepulturero y el censo de lápidas en el cementerio entre 1876 y 2009. Mientras que el censo cuenta tanto los cadáveres como las bóvedas de identificados y no identificados, no toma en consideración los cadáveres en las fosas comunes. Comparando todas las fuentes de información disponibles, los investigadores pudieron comprender mejor los patrones y la magnitud de los cuerpos no identificados.

a bóveda con el cadáver no identificado (“NN”) más reciente recibido en el cementerio de Rionegro, Colombia, en mayo de 2009.

Los autores del estudio piloto de HRDAG establecieron que los patrones de cadáveres sin identificar en el cementerio de Rionegro son diferentes a los de los muertos identificados. Los investigadores notaron una concentración desproporcionada de cuerpos no identificados en 2003 y concluyeron que esas muertes no fueron acontecimientos aleatorios en un período de altas tasas de mortalidad general. Por el contrario, las personas desconocidas inhumadas allí en 2003 murieron en un momento en que la tasa de muertos identificados estaba en su punto más bajo en 30 años. En abril de 2003, los muertos no identificados constituían el 67% del total de los muertos enterrados en el cementerio de Rionegro.

Una bóveda solitaria en un cementerio de Rionegro, Colombia.

Los autores observan que el número de cuerpos sin identificar llevados a ese cementerio en 2003 no es consistente con el número que se esperaría ver en una sociedad sin conflicto armado. La comparación de los datos de este estudio indica que 462 cadáveres sin identificar han sido enterrados en Rionegro en algún momento.

El más pequeño de los dos cementerios de Rionegro, Colombia, que recibe cadáveres sin identificar.

En 2003, el Ejército colombiano llevó a cabo extensas operaciones militares en esa región de Antioquia. La Fiscalía colombiana ha registrado más de 7.000 desaparecidos en Antioquia desde 1990, y cada día se reportan a esa oficina diez casos nuevos que datan de años precedentes. Dado el importante número de cadáveres sin identificar llevados al cementerio de Rionegro en 2003, es posible que las familias del Oriente Antioqueño que estén buscando sus seres queridos desaparecidos en 2003 tengan mayor éxito en este cementerio que los familiares de víctimas desaparecidas en otros años.

Registro de entierros en Rionegro, Colombia, que incluye cadáveres sin identificar. En el tercer renglón se lee “NN”, que significa sin nombre. El registro incluye la fecha, el nombre, la ubicación en el cementerio y el número de autopsia de los cadáveres.

Los patrones detectados en el estudio pueden contribuir a guiar la búsqueda de desaparecidos por período de tiempo, por ubicación y talvez también por tipo de víctima. La información estudiada podría cotejarse con informes sobre desapariciones relacionadas con el conflicto armado y con recuentos de combates en la zona para establecer con mayor claridad si los restos individuales corresponden a algunos de los desaparecidos. Los datos de Rionegro podrían combinarse y analizarse también con datos adicionales como registros oficiales de muertes y homicidios, datos de población, registros de otros cementerios en la región, etc. Esto ayudaría a corroborar o invalidar hipótesis cualitativas tales como si los cuerpos sin identificar de otras regiones fueron enterrados en cementerios municipales, qué actores pudieron haber perpetrado los hechos y otras preguntas que podrían contribuir a esclarecer la verdad histórica.